¿Qué es un papiloma?

El papiloma en el pie, es una especie de verruga que se desarrolla en la planta del pie y que en esencia se trata de una lesión pequeña que se ha formado por el desarrollo de células que han sido afectadas por un virus. El papiloma en el pie es benigno y suele aparecer como consecuencia del virus del papiloma humano.

Estas verrugas plantares suelen ser por norma general de pocos milímetros o pueden llegar a presentar un centímetro de diámetro. Del mismo modo, pueden aparecer en solitario o también formando un grupo. Este papiloma en el pie, además de ser bastante molesto ya que impide andar con comodidad, suele generar un efecto estético bastante desagradable.

Papiloma pie Valencia

¿Cómo acabar con el papiloma en el pie?

Afortunadamente, el papiloma en el pie no es algo definitivo y pese a que puede desaparecer sin ningún tipo de tratamiento al cabo de unos pocos años, es recomendable iniciar uno de estos para acelerar el proceso de recuperación del pie y que, por lo tanto, las molestias ocasionadas sean las menos posibles.

Antiverrugas

En la farmacia podemos encontrar una gran variedad de antiverrugas cuyo principal foco de actuación, nos puede servir para acabar con estos papilomas. Estos antiverrugas habitualmente contienen fórmulas de ácido salicílico que sirve para destruir la queratina que se encuentra en estos papilomas, deshaciendo el mismo con el paso del tiempo si se sigue administrando el tratamiento.

Crioterapia

La crioterapia es una técnica en donde se utiliza nitrógeno líquido, con el objetivo de congelar la verruga de forma rápida. Lo que se consigue una vez que se descongela, es un daño celular que provoca la destrucción de la misma.

El problema de esta técnica es que se trata de un procedimiento doloroso, pero dura poco tiempo. Sin embargo, cuenta con un alto porcentaje de éxito y de forma normal, logra hacer desaparecer el papiloma a las dos semanas de su utilización.

El tratamiento más eficaz, prevenir el contagio

Por último, cabe mencionar que no hará falta tratamiento alguno si se logra prevenir el contagio. Para ello, la higiene es un factor fundamental, por lo que se recomienda limpiar la bañera con lejía después de cada uso, no intercambiar calzado y utilizar toallas individuales, sobre todo si alguna persona de la casa se encuentra afectado por el mismo ya que este papiloma, es bastante contagioso.

También te puede interesar: los mejores consejos para cuidar de tus pies.